La eugenesia y el supremacismo blanco contra los migrantes

Durante el mandato de Donald Trump las políticas migratorias de Estados Unidos rápidamente han deshumanizado a los migrantes, la policía de la frontera no solo se ha dado a la tarea de deportar a indocumentados, sino de encerrar, castigar y en muchos casos violentar a las personas que buscan una vida digna en ese país.

El sistema de seguridad fronteriza estadounidense está conformado por los sheriffs de la CBP a cargo del gobierno y por la policía ICE, que está a cargo de empresas privadas que responden al gobierno. Lta última es la que más prácticas inhumanas ha llevado a cabo en los últimos años.

El 14 de septiembre de 2020 Dawn Wooten, una enfermera que trabajaba en un centro de detención de ICE en Georgia, a cargo de la empresa La Salle Correction, denunció las condiciones inhumanas en las que los migrantes son mantenidos en custodia.

Según Wooten, en este centro de detención los migrantes no tienen forma de protegerse ante el posible contagio de Coronavirus. Pero lo más alarmante que esta enfermera reveló fueron los procesos ginecológicos y de esterilización llevados a cabo dentro de las instalaciones sin el consentimiento de las mujeres detenidas.

También el canciller mexicano, Marcelo Ebrard, informó acerca de esto y reprobó dichas acciones. Al menos 6 mujeres mexicanas habrían sido esterilizadas sin su conocimiento por un médico privado contratado por ICE.

Las quejas de las mujeres han sido tomadas por organizaciones que defienden los derechos de los migrantes, las cuales han presionado a la administración de Washington para que dicho médico ya no trabaje en el centro de detención de ICE, pero no se le ha investigado y mucho menos enjuiciado.

Otro avance del caso es la carta enviada por 157 congresistas demócratas para que se investigue el asunto y que las autoridades responsables aclaren los sucesos. Pero los representantes de ICE se han negado a cooperar.

Lo que más nos arde

Las políticas de la administración de Trump se han dedicado sistemáticamente a violentar los derechos de los migrantes de todas las nacionalidades. Lo que esto descubre es que el supremacismo blanco americano sigue vivo y es parte del gobierno.

Y es que en este país hay una larga historia de mujeres marginadas que sufren violaciones a sus derechos reproductivos. Desde 1900 hasta 1970 se estima que 70 mil mujeres negras e indígenas fueron esterilizadas y esta práctica eugenésica ha continuado hasta nuestros días.

@ESDEARDIDOS

Fuentes:

Center for Constitutional Rights

La Jornada

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s